Aside

COMUNIDAD.- Los…

4 Jun

COMUNIDAD.- Los buhoneros de Las Tres Gracias venden al costo que quieren

La ley fuma cigarros detallados

Los vendedores informales dan la espalda a la legislación venezolana y proveen productos a la unidad y a un mayor precio, generando altas ganancias en las afueras de la UCV

 

Carolina Daly

Debido al alto impuesto sobre el tabaco, vender paquetes de cigarrillos dejó de ser un negocio en el que se obtuviera gran ganancia. Panaderías han dejado de venderlos, mientras que otras solo aceptan efectivo. Pero son los vendedores informales quienes sacan real provecho del vicio que han adquirido millones de venezolanos.

En la plaza Las Tres Gracias, ubicada en las afueras de la Universidad Central de Venezuela, están al servicio de los estudiantes 5 puestos que proveen cigarrillos en venta al detal (de a 1 cigarrillo). Cada cigarrillo es vendido a 3 Bs, mientras que debería costar 1,25 Bs; sin generar ganancia y respetando el Precio de Venta al Público (P.V.P.).

Aún cuando se está ganando 140% a cada cajetilla de cigarrillos, algunos estudiantes lo consideran un buen servicio y continúan consumiendo el producto que ha pasado de costar 2 Bs, durante el 2011, a 3 Bs, actualmente.

Cada caja tiene un costo de 25 Bs. A ese precio es al que lo compran los vendedores informales, quienes al vender una completa a la unidad  estarían ganando 35 Bs.

Situados en un lugar estratégico, la salida de la UCV, logran obtener altas ganancias con base en el negocio ilegal. Estos vendedores han creado un nuevo negocio a costas de un vicio que los estudiantes buscan controlar, ya sea fumando menos o por que se fuma ocasionalmente.

Para más, las leyes venezolanas expresan que éste tipo de negocio es ilegal.

El precio de una caja de cigarrillos

Si bien consumir cigarrillos diariamente nunca ha sido algo económico, los últimos 4 años se ha vuelto altamente costoso y puede considerarse más un lujo. Aún así, el número de fumadores aumenta cada día, y con ellos viene más aumento a los cigarrillos detallados.

La  Gaceta Oficial Extraordinaria número 5.852 (Ver anexo 1) , publicada el 5 de octubre de 2007, en el artículo 2 se ve reflejado el último aumento en los impuestos del tabaco, situándose en el 70%.

Éste incremento del impuesto ha generado como consecuencia directa, el aumento de los cigarrillos por caja y a su vez, el precio del cigarrillo al detal. (Ver anexo 2)

“Fumo menos si los compro detallados”

En una encuesta realizada a 10 estudiantes, fumadores, de la UCV, escogidos al azar en la salida de la plaza Las Tres Gracias (Ver anexo 3), y a una entrevista realizada a Cibel Azuaje, consumidora de cigarrillos diarios, estudiante de la Escuela de Comunicación Social, se determinó que los estudiantes se sienten menos adictos al tabaco si controlan lo que fuman, evitando así el consumo de una caja completa de cigarrillos, o más.

La encuesta reveló que se compran 3 a 4 cigarrillos detallados, por persona  diariamente, y ese alto consumo es lo que ha manteniendo en alza este negocio.

Si bien el 80% de los encuestados no considera que ahorren más al comprar detallados, el 70% opina que es un buen servicio público y lo seguirían utilizando.

En cuanto a si alguna vez habían expresado queja sobre el precio, el 50% respondió que sí, pero sin reacción alguna por parte de los vendedores y el restante 50% respondió que no, pero que sí consideran elevado el precio al que son vendidos.

El silencio de algunos clientes es lo que ha llevado a que cada vez se haga mayor la ganancia. Si los estudiantes se negaran a comprar cigarrillos a tal precio, llevaría a los vendedores a reducir el costo. Sin embargo, las acciones que se han tomado sobre el tema son escasas, el conocimiento de que, vender cigarros detallados es ilegal, es prácticamente nulo y se toma como una viveza más de los vendedores informales, sin darse cuenta de que se está permitiendo una estafa.

La Verdadera Ganancia

De acuerdo con la declaración de Isbeliz Zambrano, dueña de un puesto de venta informal en Las Tres Gracias, las cajas las adquieren a precio de venta al público (25 Bs). Expresó que vende cajas completas de de cigarrillos a un precio mayor al P.V.P. indicado. “Le gano 2 Bs”, comentó, sin importarle que infrinja la ley.

Explicó que la verdadera ganancia está en los cigarros detallados. Zambrano vende un estimado de 10 cajas por día (un cartón de cigarrillo), obteniendo 600 Bs en cigarros detallados, con una inversión de 250 Bs, diariamente.

Durante la entrevista, un estudiante quiso comprar una caja de cigarros  que cuesta 18 Bs. Al indicar que el costo era 22 Bs el estudiante se quejó. Zambrano respondió “22 Bs, lo tomas o lo dejas”, y el estudiante la compró.

Con una ganancia semanal entre 2.500 y 3.000 Bs, se ha convertido en todo un negocio clandestino, ya que ningún ente ha conversado detenidamente los precios.

La Ley para la Defensa de las Personas en el Acceso a los Bienes y Servicios (Ver anexo 4), en su artículo 16, apartado 5, expresa que no pueden imponerse precios sin la debida justificación económica. Sin embargo, son los vendedores informales quienes deciden a cuanto venderán su mercancía.

A su vez, el apartado 8 del art. 16 de la ley, expresa que no debe cambiarse el precio, cantidad o calidad, de los productos. Por ende, las cigarreras proveen una caja de cigarrillos a 25 Bs no un cigarrillo a 3 Bs. No se puede separar un producto y venderlo al precio que se prefiera.

El art. 47 expresa también que no se puede vender un producto a un precio mayor al que está marcado. Las cajas de cigarrillos tienen un sello que indica el P.V.P. y no puede ser borrado, por lo que se está transgrediendo la ley.

Y el art. 51 indica que el P.V.P. debe respetarse en los productos y explica la diferencia entre Precio de Venta Sugerido (P.V.S.) y Precio de Venta al Público (P.V.P.), donde el segundo es reglamentario y es el que es colocado en los paquetes de cigarrillos con un sello por las tabacaleras.

Es así como los vendedores informales dan la espalda a la ley, sacando provecho de los fumadores ocasionales y obteniendo altas ganancias con base en un negocio ilegal en el que ningún ente se ha encargado de regular.

Si bien los puestos informales son muy difíciles de cuantificar, debido a que no hay garantía de que todos formen parte del “registro que lleva el Ministerio del Poder Popular con competencia en materia de finanzas, a través de la Administración Tributaria Nacional” (Gaceta Oficial Extraordinaria 5.852, 2007); no justifica el hecho de que no haya un ente que se encargue de regular los precios de cigarrillos detallados o que vele por el cumplimiento de las leyes antes mencionadas.

Mientras el consumidor acepte el precio al que le son vendidos ciertos productos y no exista un ente regulador, el círculo vicioso de altos e injustos costos en Venezuela, continuará.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s

%d bloggers like this: